Pasta

Canelones de pollo y jamón

canelones-de-pollo-jamon

Estos canelones los puedes hacer caseros o con masa comprada, como más te guste.Tienen un relleno exquisito con pollo y jamón, con mucha salsa bechamel y mucho queso rallado. Además los puedes bañar con un poco de salsa de tomate, un manjar.

Ingredientes:
* Para la masa:

2 paquetes de masa comprada o hacer una masa casera con:

  • 2 huevos
  • 1 taza de harina
  • 1 taza de leche
  • Sal y pimienta a gusto
  • Un chorrito de aceite
  • Queso rallado cantidad necesaria

* Para el relleno:

  • 1 pechuga de pollo
  • Verduras para caldo a gusto (zanahoria, calabaza, puerro)
  • 300 gramos de jamón cocido
  • 1 cucharada de perejil picado
  • 2 cebollas
  • 1 latita de jamón
  • 1 y ½ taza de salsa bechamel mediana
  • Sal, pimienta y nuez moscada a gusto

Preparación:
Con masa comprada pon a hervir abundante agua con sal y un chorrito de aceite.
Corta las tapas en 6 cuadrados iguales, cuando rompa hervor, hecha las tapas por tandas de a una por vez. Cuando estén cocidas, las notaras translúcidas, escúrrelas cuidadosamente con una espumadera. Apóyalas sin poner una encima de otra, sobre una mesa con mucho queso rallado, continúa hasta que se haya terminado la masa.

Si te animas a hacer tú misma la masa casera, aquí van los pasos: tienes que procesar los huevos, con la harina, la leche, sal y pimienta. Luego vuelca la mitad de la pasta en una asadera bien untada con mucha mantequilla. Lleva la pasta a un horno suave hasta que se note cocida, 15 minutos aproximadamente. Haz lo mismo con el resto de la masa. Retira del horno y corta la masa en cuadrados de 12 por 8 cm.

Para el relleno: sácale la piel a la pechuga y ponla a hervir en agua con las verduras para caldo. Cuando la pechuga esté cocida, escúrrela y deshuésala. Corta la carne en trocitos pequeños. Toma el jamón y procésalo; mézclalo con la pechuga.

Pica la cebolla muy chiquita y rehógala en una sartén con mantequilla. Luego vuélcala en el recipiente anterior junto al perejil y el jamón de lata, mezcla bien. Añade la salsa bechamel (si te has olvidado cómo se hace, te lo recuerdo: se hace con ¼ litro de leche, 3 cucharadas de mantequilla y 3 cucharadas de harina). Mezcla bien, debe quedar un relleno espeso pero húmedo.

Ahora sí vamos a armar los canelones; coloca en el borde de cada tapa de masa, comprada o casera, un cordón de relleno y luego enrolla como un pionono. Pon los canelones en una fuente térmica bien untada con mantequilla, uno al lado del otro pero no pegados. Cubre todos los canelones con salsa bechamel.
Espolvoréalos con queso rallado, rocíalos con mantequilla derretida y llévalos a un horno caliente precalentado.

Si quieres báñalos con salsa de tomate, queda riquísimo.

 

  • Diego

    Escarlata: que sabrosos que parecen esos canelones, siempre saco recetas de esta pagina y las tuyas son muy buenas. Me gustaria alguna receta dulce con frutas.

  • Escarlata

    Hola Diego! No dejes de probarlos y dejarnos tu comentario nuevamente para compartir con nosotros que bien te van a quedar.

    Tendré en cuenta, no lo dudes, tu pedido para las recetas de las próximas semanas.
    Te saludo cordialmente, gracias por visitar nuestro portal y comunicarte conmigo.
    Escarlata