Ingredientes

Chirivía

Depositphotos_11909865_s

La chirivía es una raíz que consumimos como hortaliza, muy similar a la zanahoria. También se la conoce con el nombre de pastinaca, pertenece al género de las Umbelíferas  y es originaria de Euroasia.

Su color es entre blanquecino y pardo claro, y su forma es muy similar a la de la zanahoria, aunque su textura es menos crujiente y acuosa y tiene más sabor.

La mejor época de la chirivía es el invierno, es entonces cuando resulta más dulce debido a que el almidón que contiene, con el frío, se transforma en azúcares. A la hora de comprarlas, debemos fijarnos en que estén tersas y sin marcas ni picaduras. Se pueden guardar en la nevera, pero no dejarlas más de diez días.

Usos de la chirivía

Su uso en la cocina empieza a ser muy habitual gracias a la proliferación de dietas vegetarianas. Y es que como dato curioso, saber que en la antigüedad fue un alimento básico, pues ocupaba el lugar de la patata antes de que ésta se importase y sustituyera finalmente a la chirivía.

El sabor de la chirivía es algo anisado y se utiliza mucho para elaborar sopas, caldos, purés, cocidos y guisos de verduras. Incluso, gracias a su sabor ligeramente dulce, permite elaborar algunos postres, pasteles y mermeladas. También gracias al almidón que contiene, ayuda a espesar caldos y sopas. Está muy buena tanto en crudo, como frita, a la plancha, al horno o cocida.

La cocción de la chirivía es algo más rápida que la de la zanahoria, debido a que contiene menos agua y su textura no es tan crujiente.

Es recomendable cocerla con piel, para que conserve todos sus nutrientes, eso sí, antes de servirla hay que pelarla bien fina o rasparla.

Propiedades nutricionales

En cuanto a las propiedades de la chirivía, destaca su contenido en vitaminas y minerales, que es superior a las zanahorias, sobre todo en potasio. Es beneficiosa para ayudar a digerir bien los alimentos y contiene bastante fibra dietética. Aunque es un alimento algo más calórico que las zanahorias, tan solo aporta unas 55 kilocalorías por cada 100 gramos.