Postres y Dulces

Duraznos con salsa inglesa

duraznos-con-salsa-inglesa

Los duraznos con salsa inglesa son un postre distinguido que se sirve con una caliente infusión, luego de una liviana comida. Es un postre sencillo de preparar y con alimentos que tienes en la heladera habitualmente. Esta receta es para cuatro personas.

Ingredientes

  • 8 duraznos
  • 1 taza grande de amarettis molidos
  • 1 cucharada de nueces picadas
  • 1 cucharada de canela
  • 3 claras
  • 2 cucharadas de mantequilla
  • 4 cucharadas de leche

Para la crema inglesa

  • 3 yemas
  • 3 cucharadas de azúcar
  • 1 cucharadita de harina
  • 1 cucharada de esencia de vainilla
  • 1/2 litro de leche


Preparación

Dispones los duraznos con los huecos para arriba, en una fuente. En un recipiente colocas los amarettis, con las nueces picadas y la canela, mientras agregas la leche y la mantequilla casi derretida, hasta formar una pasta homogénea. Rellenas con esta mezcla los huecos.

Bates las claras a nieve, agregas el azúcar de a poco y continúas revolviendo, cubrir los duraznos y gratinar. Haces la salsa mezclando las yemas con azúcar y la harina, mientras agregas la leche caliente, moviendo hasta que se espese.

Retirar, perfumar con la esencia de vainilla y verter en el fondo de la fuente donde están los duraznos. Servir con una infusión.Imagen: Mundo Dietetico

  • 8 duraznos
  • 1 taza grande de amarettis molidos
  • 1 cucharada de nueces picadas
  • 1 cucharada de canela
  • 3 claras
  • 2 cucharadas de mantequilla
  • 4 cucharadas de leche

Para la crema inglesa

  • 3 yemas
  • 3 cucharadas de azúcar
  • 1 cucharadita de harina
  • 1 cucharada de esencia de vainilla
  • 1/2 litro de leche


Preparación

Dispones los duraznos con los huecos para arriba, en una fuente. En un recipiente colocas los amarettis, con las nueces picadas y la canela, mientras agregas la leche y la mantequilla casi derretida, hasta formar una pasta homogénea. Rellenas con esta mezcla los huecos.

Bates las claras a nieve, agregas el azúcar de a poco y continúas revolviendo, cubrir los duraznos y gratinar. Haces la salsa mezclando las yemas con azúcar y la harina, mientras agregas la leche caliente, moviendo hasta que se espese.

Retirar, perfumar con la esencia de vainilla y verter en el fondo de la fuente donde están los duraznos. Servir con una infusión.