Ingredientes

Escarola

escarole endive

La escarola es una verdura de la familia de las asteráceas, a la cual pertenecen también la lechuga, endivia y achicoria.

El origen de la escarola no se ha podido determinar exactamente, aunque en la antigüedad fue cultivada tanto en el Mediterráneo como en Asia.

En España se cultiva principalmente en Catalunya, Murcia y Valencia (sobre todo la variedad rizada).

Variedades de escarola

Existen dos tipos de escarolas:

  • Las de hoja rizada, que tal como indica su nombre tienen las hojas retorcidas y con bordes muy dentados. Es la más tradicional y la que consumimos habitualmente.
  • Las de hoja lisa, también llamada escarola de hojas enteras. Su cultivo es más reciente, es más parecida a la lechuga y sus hojas son lisas, anchas y onduladas.

La mejor época del año para encontrarlas en todo su esplendor es el invierno. A la hora de comprar una escarola hay que fijarse en que tenga las hojas firmes, tiernas y de un buen color verde. Una vez en casa, se pueden guardar en la nevera, sin lavar, durante unos dos o tres días. Las escarolas lisas se mantienen frescas un poco más de tiempo.

Usos de la escarola

En la cocina, la escarola forma para de muchas dietas de adelgazamiento, por su alto contenido en agua y pocas calorías.

Está muy buena en ensaladas, por su característica textura y sabor, un poco amargo pero delicioso. Aunque ya estaría deliciosa tan solo aliñándola con aceite, vinagre y sal. Todavía luce más su sabor si se acompaña con una salsa de queso o de yogur. Últimamente se ha puesto bastante de moda acompañarla con granadas.

Por su contenido en vitaminas y minerales tales como el potasio, sodio, calcio, fósforo, hierro es muy recomendable como verdura diurética y para ayudar al aparato digestivo al favorecer el tránsito intestinal.