Carnes

Pechuga de pavo con marisco

pechuga-de-pavo-con-marisco.thumbnail

Receta interesante por la mezcla que supone en el paladar y por lo fácil de su elaboración. También podría entrar en la categoría de las recetas de aprovechamiento ya que el marisco que usemos será del que lleva ya dando vueltas por las neveras desde Navidad.

Ingredientes:

Para 4 personas.

1/2 kg. de pechugas de pavo en filetes no muy finos.
8 piezas entre langostinos, cigalas, gambones.
1 cebolleta tierna, o media cebolla no muy grande
2 tomates pelados.
1 hoja de laurel.
1 copa de cava seco o brut.
Aceite, sal y pimienta.

Preparación:

En una olla de barro refractario o en la de toda la vida pondremos dos dedos de aceite y freiremos las pechugas, previamente salpimentadas. Cuando estén más o menos doraditas las retiramos del fuego.

Añadimos el marisco, crudo y pelado, y sofreímos en el mismo aceite. Tras un minuto estará hecho, retiramos. Añadimos la cebolla al mismo aceite y sofreímos bien, posteriormente los tomates, el laurel y la copa de cava.

Cuando este sofrito esté perfectamente ligado añadimos de nuevo el pavo y el marisco. Movemos muy bien y tras cinco minutos (evitará que el pavo quede como una piedra) estará listo para servir.

El maridaje pide cava por la ligereza del sabor del pavo y el marisco. También admite Ribera del Duero por la suavidad del sabor. Los blancos gallegos o los vinos de aguja de la región murciana así como un Lambrusco son también ideales.

Plato para sorprender por el contraste de sabores y lo original de la salsa. El éxito está más que asegurado.