Aperitivos

Rollitos orientales

rollitos-orientales.thumbnail

 La receta de hoy puede ser una forma perfecta de introducir la verdura en nuestra mesa. La forma de comerla, diferente a la que estamos acostumbrados, nos ayudará a triunfar.

Ingredientes:

100 gr. de champiñón
100 gr. de col
100 gr. de zanahorias
100 gr. de calabacín
5 láminas de pasta para rollitos
aceite para freír los rollitos

Para la salsa:

1 dl. de salsa de soja
50 ml. de vinagre
1 cucharadita de azúcar

Preparación:

Limpiamos bien las verduras debajo del grifo. Las pelamos y las cortamos muy finas para facilitar posteriormente la digestión. En una sartén amplia, donde quepan todas, ponemos un poco de aceite y las dejamos cuando estén al dente.

La pasta de rollitos para freír hay que ir despegándola poco a poco del papel protector que trae. La cortaremos en cuatro trozos. Ponemos en el centro una cucharada de la mezcla de verduras y cerramos los bordes.

Hay que freír en abundante aceite de oliva y sin echar muchos rollitos  a la vez. De dos en dos sería ideal. Deben quedar bien doraditos por fuera. Escurriremos sobre papel de cocina.

Mientras tanto vamos haciendo la salsa. Mezclaremos la soja, la yerbuena, el vinagre y el azúcar. Serviremos los rollitos con ensalada y la salsa para el comensal que así lo desee. El maridaje vuelve a ser con vino blanco o cava. El crujiente de la cobertura contrastará con la textura de la verdura, el plato es un espectáculo impresionante. Ideal como aperitivo para sorprender.